Mesas altas de bar ¿Qué prefieren los clientes?

Las mesas para bar son un elemento que no puede faltar en ningún local hostelero que se precie. No sólo nos centramos en el hogar, sino que también ofrecemos estas soluciones para restauración para conseguir que en los locales de nuestros clientes haya cómodos espacios en los que poder tomar cualquier consumición mientras mantenemos una animada charla con familia o amigos, ya sea apoyados sobre mesas de bar altas o sentados en una terraza.

mesas altas para hosteleria

Y es que no sólo disfrutamos de nuestro ocio en casa, sino que también lo hacemos en bares y restaurantes. También indica que la competencia en el sector es acusada y que por ello los hosteleros tienen que ofrecer lo mejor a sus clientes, no sólo a nivel de productos y servicio, sino también a nivel estético y de confort. Y es en este plano en el que entra en juego la decoración y el mobiliario, como las mesas altas para bar que nos ocupa en este post.

Razones para elegir mesas altas de bar
Después de una larga y tediosa jornada de trabajo no hay nada como desconectar tomando una refrescante bebida con tu pareja, tus amigos o tu familia. Los afterwork también son cada vez son más habituales y además sirven para estrechar lazos entre los compañeros de trabajo, ya que en ese momentos nos olvidamos de lo laboral para pasar a relajarnos hablando de otros temas. Y para estar a gusto nada mejor que colocarse alrededor de mesas altas de bar y disfrutar del momento. ¿Y por qué optar por ponerse en torno a mesas altas para bar? Porque después de pasar una larga jornada sentados en la oficina, mejor pasar un rato de pie.

afterwork en torno a mesas altas de bar

La principal ventaja de las mesas altas para hostelería es que pueden usarse tanto de pie, como sentados si las acompañamos de unos taburetes. Es decir, que puedes dar a los clientes la opción de sentarse o no, como ellos prefieran. Pero si optan por quedarse de pie, siempre tendrán la consumición a su altura y tendrán también las mesas como punto de apoyo.

Next Post

La ropa ‘made in Bangladesh’, cinco años después del Rana Plaza

El veinticuatro de abril de dos mil trece, los 9 pisos del edificio Rana Plaza se desmoronaron. Murieron mil ciento treinta personas y más de dos mil quinientos resultaron heridas, esencialmente trabajadores de 5 factorías textiles que operaban en el complejo y que tenían entre sus clientes del servicio a […]

Subscribe US Now